A veces la vida hace algunos giros inesperados, cambiando por completo el plan que teníamos pautado, esto fue justo lo que le ocurrió a David Vitoria, un ciclista profesional, quien, debido a una lesión, se ha convertido en todo un empresario.

La historia de David Vitoria

Nació el 15 de octubre de 1984, en Locarno – Suiza, en la actualidad tiene 37 años de edad. Actualmente, reside en Albaceteña de Ossa de Montiel – España. Desde muy joven se ha destacado en lo que a ciclismo se refiere.

De hecho, alcanzó a participar en competiciones internacionales, como la Vuelta a España, World Tour, el Giro de Italia, por mencionar algunas.

Sin embargo, todo su brillante futuro como ciclista profesional se nubló en la temporada 2010, sufrió una lesión grave, de la cual fue operado, pero no se recuperó en un 100%, por lo que se vio en la obligación de renunciar a su verdadera pasión y dirigir su vida a otros rumbos.

Esta fue una decisión muy difícil para un joven de apenas 24 años, quien entrenó durante toda su vida para estar entre los mejores y fue parte de las competencias más exigentes, siempre con una destacada participación. Sin embargo, encontró una opción que le brindó la oportunidad de continuar en el sector de las bicicletas.

El inicio de un nuevo proyecto: Berria Bike

Al año siguiente de su lesión, inició este emprendimiento al lado de su hermano, y fundaron la empresa Berria Bike, la cual ha resultado ser bastante exitosa, porque en un lapso de 10 años duplicó su facturación, además de superar la barrera de los 10 millones de euros.

El origen del nombre de la empresa está relacionado con una agradable historia, y es que un día, mientras entrenaba, su padre corría detrás de unos camiones, y una persona del pueblo comenzó a llamarle Berria, posteriormente, se enteraron de que en euskera, significa nuevo o noticia, así que no dudaron en utilizar este apodo para su emprendimiento.

Luego, se fue a Taiwán, para aprender todo lo necesario para construir su propia red de abastecedores. El principio no fue nada fácil, de hecho comenzaron en el garaje de sus padres, en la medida que el negocio comenzó a prosperar, alquilaron varios locales y en la actualidad disponen de una planta de producción.

El mercado eléctrico. Superando dificultades

La empresa ha definido dos planes de desarrollo, la internacionalización y electrificación del producto, de hecho, este último es comprensible, todos los elementos mecánicos mejoran al convertirse en eléctricos, como ocurre con las cerraduras que recomienda cualquier cerrajero profesional, las versiones eléctricas inspiran más seguridad.

David Vitoria afirma, que la bicicleta tradicional siempre mantendrá un gran impacto, en especial en lo que al uso deportivo se refiere, pero es innegable que el mercado de las bicis eléctricas se encuentra en pleno auge.

Aunque Berria Bike cuenta con una colección de ebikes, tienen previsto introducir otros modelos de gama media, con la intención de llegar a la mayor cantidad de usuarios, facilitar una agradable experiencia.

Por admin

error: Content is protected !!